oct 02

Al empezar a tocar los futuros, una de las cosas que más me llamaba la atención era la diferencia entre el contado y el futuro, o entre los distintos vencimientos. ¿Por qué el futuro del Ibex con vencimiento Enero está a 14.367, y el de Febrero está a 14.387?

Pues esos 20 puntos de Ibex que pagas de más en el siguiente vencimiento es el “coste” del apalancamiento: los intereses que cuesta financiarte, vamos… y es bastante razonable que así sea, ¿no?. En todo caso, sale más barato que la financiación de una cuenta cuatriplica o similares.

También está el tema de los dividendos: si hay pago de dividendos, se supone que el Ibex lo descontará cuando llegue el pago, así que a ti el futuro te lo venden más barato en previsión del descuento que vendrá. Entre los vencimientos de Enero y Febrero del Ibex creo que no hay pagos de dividendos, pero si los hubiera, el vencimiento de Febrero sería más barato por este motivo. Este efecto es mucho más fácil de ver en los futuros sobre una acción concreta, en donde pagan medio euro de dividendo, y ves cómo ese día la cotización cae de 30 a 29.5, y el futuro estaba en 29.6 y sigue en 29.6…

Sin embargo, en el caso de los futuros sobre divisas, parece menos claro: ¿por qué cambiar una divisa por otra implica pagar (o recibir) unos cuantos puntos de regalo? En el euro/dólar, por ejemplo, tenemos el contado a 1,2923; el futuro de Marzo, a 1,2953; y el de Junio, a 1,3000… vamos, que el que apueste por el dólar se gana 200 ticks al año, que no es poco!! ¿por qué? Pues reflexionando, 200 ticks son un 1.5% aproximadamente, que viene a ser la diferencia de tipos que se pagan en una u otra divisa… eso es lo que lo explica!! Pero sea como sea, lo que está claro es que apostar por el euro supone regalar 200 ticks al año, y apostar por el dólar supone recibirlos.

Más compleja es la situación en el caso de las materias primas no perecederas. La situación habitual es la de contango, que significa que el precio contado es más bajo que el del futuro, y a su vez el precio del siguiente futuro es más alto que el del primer futuro; por ejemplo, el futuro del petróleo vencimiento Febrero está a 53,275, y sin embargo el de Marzo está a 54,2. Esto significa que nos encontramos en una situación normal… o incluso de sobreabastecimiento, donde el contango se exagera porque se espera que en el futuro el sobreabastecimiento disminuya y los precios subirán.

Por el contrario, en una situación de desabastecimiento provisional, los precios más caros serán los de contado, porque es ahora cuando se necesita y no se puede conseguir. Los precios para más adelante serán más baratos, y los de mucho más adelante serán todavía más baratos; esa situación se llama backwardation.

Y por último, si alguien trabaja con futuros sobre materias primas perecederas, ya sabrá que ahí entran muchos factores que tratan de prever cómo evolucionarán la oferta y la demanda. Por tanto, influirán mucho más en las diferencias de precios entre vencimientos los factores como el clima, la estacionalidad, etc…

En resumen, que en función del tipo de futuro, las diferencias de precios entre vencimientos dependerán de factores muy diferentes. Y esto no afectará sólo a los futuros, sino a cualquier derivado: los precios de un warrant con vencimiento diciembre-07 se fijarán con arreglo a como cotice el futuro de ese subyacente en el vencimiento de diciembre, no arreglo a como cotice el contado. Y lo mismo ocurre con las opciones.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5,00 de 5)
Loading ... Loading ... [meneame] [del.icio.us] [Negociame] [Mirlobolsa] [Webalalza] [TopFn] [BolsayFinanzas] [coRank] [Fresqui] [Facebook] [Technorati] [Google] [Digg] [Live MSN]

Posts Relacionados:

  1. Futuros: cómo se calcula su precio
  2. Futuros versus compraventa a crédito
  3. Que son los Futuros Financieros
  4. Lo esencial para operar con futuros financieros
  5. Guía de Opciones y Futuros (parte 2)

publicado por juanjo \\ tags:

Deja un Comentario