jun 03

Indra ha chocado varias veces con su resistencia entre 14-14.25 euros. Una vez rota, la reacción al alza ha sido poderosa, según explica Renta 4 en su último informe. Tanto que tiene proyección incluso hasta los 17 euros.

INDRA: desde junio de 2010 chocaba varias veces con el nivel de resistencia entre 14-14,25€. Una vez roto este año, la reacción al alza ha sido poderosa, teniendo un movimiento de consolidación a la zona donde la ruptura acaeció. En este punto nuevamente se generan señales de compra. La proyección alcista de medio plazo sugiere subidas, al menos, a 17€.

Recomendación: COMPRAR

Renta 4, Departamento de análisis

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Se el primero en Votar)
Loading ... Loading ... [meneame] [del.icio.us] [Negociame] [Mirlobolsa] [Webalalza] [TopFn] [BolsayFinanzas] [coRank] [Fresqui] [Facebook] [Technorati] [Google] [Digg] [Live MSN]

Entradas relacionadas

publicado por juanjo \\ tags: , , ,

oct 22

Según el analista MIGUEL FREIJO, las oportunidades están fuera de bolsa española. Aunque hay compañías como Telefónica en las que se puede seguir encontrando valor, lo mejor es apostar por compañías con mayor recorrido de largo plazo. Las tecnológicas ganan.

 

La temporada de resultados se antojaba clave para confirmar la tendencia alcista de los mercados. Cifras que “están siendo de todos los colores , buenos y malos, y sin embargo el mercado sigue apostando por la renta variable. Miguel Freijo, reconoce que “hasta finales de 2010 veo un tanto en como en ”.

Volviendo a , y más concretamente en nuestro mercado, Ebro Foods se convierte en líder de la sesión. Un valor disparado – con subidas de más del 6%- “y en el que no entraría hasta que se normalice su situación ya que por fundamentales no me llama la atención”, ha reconocido Freijo.

Aunque tampoco le gusta el entorno en el que se desenvuelve . “crisis del ladrillo, nuevas normativas bancarias e incluso los nuevos movimientos corporativos…por lo que en este momento el sector financiero europeo no entra en mi cartera modelo”. Ni en la de muchos clientes. Hoy la entidad cede más del 2% y cotiza en los 9.78 euros. De cerca le sigue Telefónica. Caídas de más del 1% en una compañía “que sí gusta pues no ha dejado de crecer incluso en los momentos actuales”.

Pero ¿cuáles son las recomendaciones de este experto? Tiene claro que las nuevas tecnologías, como Internet, no han hecho más que empezar “y aun hay mucho camino por recorrer”. La clave es apostar por “aquellas compañías con un mayor recorrido en el largo plazo como Netfix y Siri “ (cotizan en el Nasdaq).

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Se el primero en Votar)
Loading ... Loading ... [meneame] [del.icio.us] [Negociame] [Mirlobolsa] [Webalalza] [TopFn] [BolsayFinanzas] [coRank] [Fresqui] [Facebook] [Technorati] [Google] [Digg] [Live MSN]

Entradas relacionadas

publicado por juanjo \\ tags: , , , , , ,

jun 18

Niveles clave de los valores protagonistas de la semana

, Santander y Sacyr Vallehermoso reviven de sus cenizas y, por el contrario, Iberdrola, Indra y Ebro Puleva, les sustituyen en la parte baja del Ibex 35. Pese a los cambios, no hay que olvidar que la volatilidad es latente por lo que, llegados aquí, ¿qué niveles hay que controlar en estos valores?

SACYR VALLEHERMOSO

Ahora mismo debemos tener en cuenta unos niveles que en el caso de esta acción son muy claros, por arriba debemos tener precaución en los 4.79€, zona en la que existe una resistencia de largo plazo, por tanto, éste es el primer nivel a vigilar por encima del precio actual; más allá, la zona de los 5.50€ coincidiría con la pendiente bajista intermedia que frenará su avance, dicha línea de tendencia debería ser rota con fuerza y volumen para poder pensar que el valor vaya cambiar su tendencia.
Por abajo, los soportes que debemos tener en cuenta son 4.19€ por acción y por debajo de este nivel, los mínimos de esta última caída, en los 3.70€.
En cualquier caso, el valor es bajista, con lo cual, todos las posiciones largas deben ser tomadas como operaciones a corto y yo las cerraría en cuanto sacásemos beneficio al valor.

SANTANDER

El valor se está moviendo dentro de un canal bajista que tiene la línea de tendencia en la zona de los 10€ (a día de hoy) pero antes debe tener un cierre por encima de los 9/9.18€ el precio encuentra resistencia para seguir avanzando, yo creo que los 9.53€ por acción podría ser un buen precio objetivo para el título. En cualquier caso una ruptura de la línea de tendencia que delimita el canal cambiaría el sesgo de la tendencia.
Por debajo, los 8.70€ es el primer soporte, para caer hasta los 8.10€ como segundo soporte y más allá podría tantear de nuevo la línea de retorno de la figura haciendo nuevos mínimos.

La zona de los 9.20€ son la primera resistencia a batir (entre 9.20 y 9.35€) la siguiente resistencia la encuentra en los 9.73€ por acción aproximadamente. Por debajo las zonas que podemos encontrar como soportes son los siguientes: 8.17/8.10 como primer soporte, 7.28 sería el segundo soporte, por debajo y como soporte importante encontramos entre los 7.05 y los 7€.
Estos tres valores tienen en común que el volumen no ha acompañado a los giros al alza, lo que me hace pensar que el movimiento bajista va a continuar.

IBERDROLA

Esta moviéndose dentro de lo que se puede considerar como una zona de congestión importante con un rango relativamente amplio y mucha volatilidad. La pérdida de los 4.90€ puede suponer perder un soporte muy importante, pudiendo desarrollar un movimiento a la baja violento, veremos cómo evoluciona. Por encima del precio actual del valor encontramos la resistencia en los 5.54€ por acción, superar esa zona podía llevar al valor a los 5.75€.

INDRA

Parece que el movimiento es muy similar al de Iberdrola, pero con los siguientes niveles por arriba: 14.52€ y 15.27€. Por abajo el soporte lo encontramos en los 13.39€.

EBRO PULEVA

Sin duda una de las acciones que mejor se han comportado en la caída y parece que lo va a seguir haciendo. De momento se apoya en su media móvil de 200 sesiones, lo que supone un soporte de relevancia. Por encima nos encontramos con la resistencia de los 14.30€ y por encima de esta los 14.78€ por acción. Si pierde la media de 200 sesiones iría a apoyarse directamente en los 13.30€.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Se el primero en Votar)
Loading ... Loading ... [meneame] [del.icio.us] [Negociame] [Mirlobolsa] [Webalalza] [TopFn] [BolsayFinanzas] [coRank] [Fresqui] [Facebook] [Technorati] [Google] [Digg] [Live MSN]

Entradas relacionadas

publicado por juanjo \\ tags: , , , ,

nov 24

Extensiones de Onda

Usualmente durante una pauta de impulso, una de las ondas de impulso (ondas 1, 3 ó 5) tendrá un recorrido más amplio, dando forma en su transcurso a una pauta de cinco ondas de grado adicionales. Para graficar esto, a continuación se muestra una figura correspondiente a una tendencia alcista en un mercado con alto grado de apalancamiento (como podría ser Rofex) con una extensión en la quinta onda:

Las implicancias de las extensiones, útiles para realizar pronósticos de evolución de precios, no carecen de importancia:

I. Únicamente una de las tres ondas de impulso se extenderá.

II. Las dos ondas restantes tenderán a ser similares en cuanto a recorrido y duración.

III. Suele presentarse a su vez como una pauta de impulso, incluyendo una secuencia interior de cinco ondas.

IV. La variación de precios es por lo menos de un 161.8% de la última onda de mayor duración de su mismo grado.

V. Si la onda extendida es la 1, es común que la onda 3 represente un 61.8% de la onda 1 y la onda 5 un 38.2% de la onda 3. Es bastante frecuente que se presente la combinación contraria: la onda 3 un 38.2% de la onda 1 y la onda 5 un 61.8% de la onda 3.

VI. De producirse la extensión en la onda 3 (caso más común con la salvedad ya hecha acerca de mercados altamente apalancados), la onda 5 mostrará una evolución similar a la onda 1, aunque es frecuente que aparezca como un 61.8% o un 161.8% de la misma. Se debe tener en cuenta que la onda 3 debe tener una variación de cómo mínimo el 161.8% de la onda 1 Depende de cuánto supere la onda 3 el valor
antedicho para poder hacer una inferencia del desenvolvimiento probable de la onda 5.

VII. En el caso de una extensión de quinta onda, la onda 3 por lo común representa un 161.8% de la onda 1, mientras que la onda 5 presentará un recorrido igual a 1.618 veces la distancia existente entre el comienzo de la onda 1 y el final de la onda 3.

Particularidades de la Quinta Onda

La teoría básica de Elliot dice que debe presentarse como una onda que lleve los valores de los precios más allá de lo que lo hizo la onda 3, es decir, produciendo nuevos máximos o mínimos según la tendencia sea alcista o bajista, respectivamente. Esto no siempre ocurre así haciendo que esta onda presente algunas excepciones:

  • Como se ha dicho ya anteriormente, en los mercados de futuros o divisas presenta un mayor dinamismo que lo normal, haciendo que por lo común ésta sea la onda extendida, en lugar de la onda 3. Al extenderse, presenta la pauta correctiva características particulares que serán detalladas en el punto siguiente.
  • Puede aparecer un fallo de quinta onda. Esto significa que la onda 5 no llega a ampliar el recorrido de los precios hecho por la onda 3. Sus causas pueden ser debilidad () o fortaleza (mercado bajista) en los precios, cambio en las expectativas de los operadores, nueva información que llega al mercado, etc. Estos casos se identifican en el chartismo con una figura llamada de “doble techo”. Ilustramos esta situación a continuación:

  • Raramente puede desarrollarse como cuña ascendente (descendente) si la tendencia es alcista (bajista). No debemos olvidar que este tipo de figura es bajista (alcista) y marca un cambio importante del mercado cuando la línea de precio rompa la recta de tendencia con mayor pendiente (en mercados alcistas, el soporte; en bajistas, la resistencia). Para ampliar, incluimos nuevamente una figura:

Retroceso trás una extensión de quinta onda

Detallamos en particular esta situación ya que la extensión de la onda 5 es la que se produce en mercados altamente apalancados como son los de futuros y derivados. En la bibliografía técnica se hace mención a una situación característica que ocurre con posterioridad a la extensión: la pauta correctiva es del tipo 3-3-5. Se puede observar que la onda A, sobre la cual la teoría indica que puede contener cinco subondas, aquí tiene solamente tres. En consecuencia, estamos ante una corrección irregular. Esto no tiene un
justificativo claro salvo el obtenido empíricamente por los operadores. En una figura, se vería de la siguiente forma:

Base matemática de la Teoría de Onda de Elliot: análisis de razones y relaciones de tiempo

Análisis de razones

Como habrán observado durante los párrafos dedicados al comportamiento de las Ondas, se enuncian relaciones del tipo 38.2%, 61.8%, 161.8%, etc. Las mismas no surgen arbitrariamente sino que se relacionan con dos temas mencionados al principio de este trabajo: la secuencia Fibonacci y la espiral áurea. Cómo recordarán, cuando nos preguntamos que relación podía encontrarse entre Elliot y Fibonacci dijimos que mucha. Aquí expondremos en detalle la respuesta.

Al hablar de la secuencia y de la espiral áurea hicimos referencia a que las proporciones que surgen de ellas se cumplen en numerosas manifestaciones naturales. También comentamos que Elliot pensaba que los mercados al ser una actividad humana estaban inscriptos dentro de la naturaleza, y por ende debían seguir sus mismas reglas. La conexión entre las ideas ahora es clara: si la secuencia y la espiral reflejan cabalmente
las manifestaciones naturales y los mercados están dentro de la naturaleza, se deduce que estos deben respetar las proporciones enunciadas por aquellas.

Elliot cuando formuló su teoría la basó en la secuencia Fibonacci en lo que respecta al análisis de la evolución de las ondas y sus retrocesos y en la espiral al hablar del crecimiento indefinido de los mercados (ver Figura 3). Él pudo observar que los parámetros de 38.2% y 61.8% eran puntos importantes, así como las relación de 1.618.

A continuación veremos la importancia de los valores 38.2% y 61.8% en los retrocesos:

Normalmente, los retrocesos de la onda 2, están comprendidos entre el 61.8% y el 38.2% del recorrido realizado por la onda 1, siendo también importante el valor 50%. Estos guarismos son importantes para fijar objetivos de máximos y mínimos de precios. Tampoco debe olvidarse que en algunos casos la onda 2 puede llegar a devolver el 100% de lo avanzado por la onda 1. Esto, junto con un retroceso del 50%, no es una contradicción con los valores anteriores, ya que como comentamos en la Introducción al hablar de Fibonacci, hay algunas excepciones a los valores a los que tiende la serie que son los primeros de la serie. Para que sea válido como excepción, los retrocesos del 50% y del 100% deben producirse con poca frecuencia; empíricamente esto es así, por lo que estamos en condiciones de afirmar que lo planteado acerca de los valores probables de los retrocesos se encuentran alineados con las proporciones de Fibonacci y la espiral áurea.

Al analizar las Extensiones de onda, vimos algunos valores: 61.8%, 100% y 161.8%. Utilizaremos para el análisis la siguiente figura:

A través de ella se pueden observar que normalmente la onda extendida tiene un recorrido de por lo menos 1.618 veces de:

  • la onda 1 si la onda extendida es la tercera;
  • de la diferencia entre el techo de la onda de impulso mayor y el piso de la onda de impulso menor.

También en estos casos, en conjunción con la Regla de la Alternancia, estaremos en condiciones de fijar objetivos de máximos y mínimos dentro de los cuales se moverá el mercado tomando en cuenta lo que sucedió en las primeras ondas y actuaremos en consecuencia.

Anteriormente estuvimos analizando proporciones derivadas de Fibonacci. Si el análisis lo realizamos a través de la proporción áurea, llegamos a conclusiones idénticas:

En ella podemos apreciar que si ninguna onda se extiende, el recorrido de la onda 5 es el 38.2% del recorrido total de la pauta de impulso; en cambio, si se produjese una extensión en la quinta onda, su recorrido sería del 61.8% de la evolución total de las cinco ondas.

Para las pautas correctivas normales, llamadas zig-zag, podemos observar a continuación que las ondas A y C tienden a tener una duración similar.

Para concluir, creo oportuno recordar que todos las interpretaciones de las razones enunciadas anteriormente surgen de comprobaciones empíricas harto repetidas por los operadores en los diversos mercados de valores del mundo.

Relaciones de tiempo

Las relaciones de tiempo, son puestas por los teóricos en un peldaño más bajo que el análisis de la forma de las ondas y el análisis de razones, mas suele ser en la práctica muy importante a la hora de trazar estrategias de inversión, ya que otorga la respuesta a “cuándo invertir”. Es el encargado de medir el “timing” del mercado, de indicar en qué momento se alcanzarán con mayor probabilidad los techos o pisos previstos a través de los ítems anteriores. De nada serviría hacer un buen diagnóstico de las ondas y establecer acertadamente máximos y mínimos si llegamos en forma temprana o tarde al mercado para traducir en utilidades nuestro conocimiento del mismo.

Teniendo en cuenta los valores de la secuencia (1, 1, 2, 3, 5, 8, 13, 21, 34, 55, etc.) y traduciendo los mismos en cantidad de días operativos (o la frecuencia que corresponda a nuestras consideraciones), es de esperar que ocurran sucesos importantes en dichos momentos, como podrían ser techos, pisos, cambios de tendencias, etc.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, media: 3,00 de 5)
Loading ... Loading ...

[meneame] [del.icio.us] [Negociame] [Mirlobolsa] [Webalalza] [TopFn] [BolsayFinanzas] [coRank] [Fresqui] [Facebook] [Technorati] [Google] [Digg] [Live MSN]

Entradas relacionadas

publicado por juanjo \\ tags: , ,

sep 09

La sospecha se cierne sobre ellos de manera permanente. Y seguro que si pusieran un circo, poco menos que les crecerían los enanos. Los grandes bancos españoles sacan pecho y aseguran que mantendrán la rentabilidad por dividendo del año pasado, los expertos no lo tienen tan claro. Donde dije digo…. ¿Diré después Diego?

La Junta general de accionistas del Banco de Santander es el escenario perfecto. El presidente de la entidad, Emilio Botín anuncia que su objetivo este año es mantener el beneficio neto recurrente obtenido en 2008, que fue de 8.876 millones de euros, así como el dividendo destinado a retribuir a los accionistas, que ascendió a 4.812 millones de euros. Tirando de refranes, del dicho al hecho hay un trecho… Y es que no está tan claro que estas intenciones puedan mantenerse dado el contexto de falta de liquidez que envuelve al sector financiero. Fijando la vista en el primer banco español, Jorge del Canto, analista independiente hace referencia a las palabras del vicepresidente y consejero delegado del Santander, Alfredo Sáenz advirtiendo de que tal y como está la economía, “toca replegarse a los cuarteles de invierno”.

Santander y

Es momento de analizar estas palabras y tener en cuenta que “hay que dotarse de mayores reservas”. El analista mantiene que también “los dos grandes bancos van a tocar su dividendo” porque la morosidad es la principal losa que empuja hacia los recortes. “Rondamos el 4% y alcanzará el 6% este año con lo que necesitarán más provisiones”, además “la liquidez en el mercado interbancario está mal” y, “o la obtienes de los beneficios o lo tienes mal”. Aún así, el presidente del Santander ya se ha preocupado de salir a la palestra para recalcar que el dividendo por acción con cargo a 2008 será de 0,65 euros por títulos, igual que el año anterior y “abonado íntegramente en efectivo”. La frase parece –y sólo parece- ir en forma de indirecta para Francisco González, presidente del . La entidad vasca optó para reforzar su capital por pagar en acciones del banco el último dividendo que le restaba con cargo al pasado año y rebaja en un 30% la proporción del beneficio de 2009 que repartirá entre sus accionistas. Javier Barrio responsable de ventas institucionales de BPI pone los puntos sobre las “íes”, advierte de que “ y Santander ya han tocado sus dividendos”, “la entidad vasca lo pagará en acciones y Santander ya ha propuesto elegir al accionista la posibilidad de cobrarlo en acciones”, así que “mucho cuidado”.

La morosidad es el principal caballo de batalla al que se enfrentan los bancos para verse obligados a recortar o eliminar su dividendo. Óscar Moreno, gestor de fondos de Renta 4 hace hincapié en este punto, “no es descartable que veamos en los próximos ejercicios recortes en los dividendos si la tasa de morosidad sigue incrementándose”. Aunque el gestor diferencia en el sector financiero español dos grupos, “los dos grandes bancos, y Santander e incluso Banesto que no prevemos que vayan a rebajarlos y tienen una rentabilidad por dividendo que ronda el 5%, más incluso el Santander” y “los pequeños y medianos bancos, en menor medida Bankinter que sí creemos que podrían recortar o eliminar en algún caso el dividendo”. Diego Herrero director de renta variable de Gestifonsa está de acuerdo en discernir entre la banca mediana y los dos colosos financieros españoles. Mantiene que “los dos grandes bancos no reducirán el dividendo e intentarán incrementarlo”. Sin duda los accionistas son uno de los ejes claves de las compañías y su cuidado es uno de los objetivos de todos los núcleos ejecutivos de las empresas.

Atención al segundo trimestre

Las miradas están puestas en el segundo trimestre, cuando llegue el anuncio de dividendos de los resultados del pasado año. Y tal y como recuerda Jorge del Canto, “incluso el Banco de España ha pedido prudencia en las presentaciones de resultados y reclama que se haga un esfuerzo para incrementar las provisiones voluntarias”. Esta misma semana el Gobernador del BdE reiteraba que las entidades notarán una presión a la baja en sus resultados por la morosidad e insistió en que deben reducir costes y reestructurarse si reciben ayudas para superar la crisis.

No es menos cierto que las entidades están captando dinero emitiendo preferentes pero “Moody’s ya ha advertido de que esa forma de captar capital no le gusta demasiado”, apunta del Canto. La propia agencia de calificación ha rebajado el rating de 25 entidades españolas y el de y Santander lo tiene “en vigilancia”. El experto explica que “si se mantienen las políticas de dividendos y no se amplían los márgenes y no se mejoran las provisiones voluntarias, estaría en juego la calificación”.

Sin embargo estamos ya casi cansados de oír que la magnitud de la situación es excepcional, y no por mucho repetirlo es menos cierto: vivimos la crisis más profunda desde la II Guerra Mundial. Echar un vistazo al sector financiero mundial es sinónimo de nacionalizaciones, rescates millonarios, quiebras… Salvo en nuestro país donde, de momento, salvan en cierta medida el tipo. Javier Barrio apunta, haciendo referencia a la banca doméstica que “tiene un riesgo elevadísimo de que recorten la retribución al accionista porque viendo cómo se están elevando las tasas de morosidad y por tanto los niveles de provisiones me parece una temeridad seguir pagando dividendo”. Si “miramos al sector financiero mundial, en y hemos visto como hay entidades que se han desplomado, han tenido que ser intervenidas”, y teniendo en cuenta que “la economía española es la que más va a sufrir y tiene una estructura de endeudamiento de las familias, de cargas hipotecarias y de burbuja inmobiliaria es mayor” así que es previsible que los problemas sigan acechando a nuestro sector bancario. “No hay más –explica el experto- si tienes una economía que ese desploma, con cuatro millones de parados, las familias con el agua al cuello… La banca, sobre todo la doméstica va a sufrir mucho”.

Recortar dividendo, una “buena opción”

El experto va más allá expone que si alguna entidad saliera a la palestra para decir que lo elimina, me parece una medida acertada y viendo cómo está evolucionando la coyuntura macroeconómica, me parecería una medida de cautela tomar una decisión de este tipo”. Es cierto que “la reacción primera del mercado sería negativa, pero el gestor de una compañía no puede actuar en función de lo que crea el mercado, sino en función de lo que sea mejor para su compañía”. Barrio reitera, “si existe la posibilidad de que tengan que acometer más ampliaciones de capital, el pago de dividendos me parece temerario”. Al final se trataría de cumplir aquello de que “banco precavido vale por dos”, “en el futuro tal vez no sea para tanto –matiza Barrio- pero si ahora utilizo ese dinero para dotarme de liquidez y después si veo que no me hace falta, ya repartiré un dividendo extraordinario”.

De momento, entre la banca doméstica Popular ha anunciado que recorta su dividendo en metálico. En julio repartirá una acción por cada 50 títulos en concepto de devolución de prima de emisión, una estrategia parecida a la de . Óscar Moreno recuerda que “la rentabilidad por dividendo media de los bancos que cotizan en el Ibex 35 es del 5%” –en el caso de Popular fue del 6,45% el pasado año” y “con unos tipos de interés tan bajos sería bueno que la recortaran en torno a un 15, 20% en un ejercicio de transparencia y para evitar especulaciones relacionadas con posibles ampliaciones de capital”.

Josep Oliú, presidente del Banco Sabadell apostaba a comienzos de este año por “mantener el dividendo tanto en 2009 como en 2010” porque “es lógico que el accionista pueda recibir un dividendo en un año en que las cosas han ido relativamente bien”; la entidad ganó un 14% en 2008 por provisiones extraordinarias y dotaciones y su rentabilidad por dividendo se situó el pasado año en el 4,7%. Según los expertos los recortes podrían ser del 18% menos en el caso de Sabadell y Popular, casi del 10% en Bankinter y de poco más del 5% para Banesto.

Las perspectivas del sector no son muy halagüeñas pero no es menos cierto que la política de cuidado de los accionistas es una de las preocupaciones principales de las compañías –bancos y no bancos-. Repitamos este reportaje dentro de un año, y sólo entonces sabremos si donde se dijo digo, después se dice Diego.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Se el primero en Votar)
Loading ... Loading ... [meneame] [del.icio.us] [Negociame] [Mirlobolsa] [Webalalza] [TopFn] [BolsayFinanzas] [coRank] [Fresqui] [Facebook] [Technorati] [Google] [Digg] [Live MSN]

Entradas relacionadas

publicado por juanjo \\ tags: ,

jul 22

Estudia el siguiente gráfico para ver qué estrategia plantearías: largo o corto, valor objetivo y donde situarías el stop loss.

Clic para continuar leyendo »

Entradas relacionadas

publicado por juanjo \\ tags: ,

jul 19

Cinco reglas para ayudarlo en su búsqueda del precio justo. Vamos a examinar el caso de una vuelta alcista del mercado después de una larga racha de caídas. En concreto, es lo que preocupa el inversor ahora aunque sea temerario plantearse este escenario.

1- Nunca se adelanta al mercado y se compra un activo en caída. El argumento de siempre ‘hay que comprar porque ha caído un 10%’ es muy rebatible. El precio de un activo cae porque tiene más vendedores que compradores. En el corto plazo, nadie le puede asegurar que un activo que ha caído un 10% no va a caer un 10% adicional. El oro ha caído un 20% en los últimos días y se desplomó un 7% adicional antes de ayer.

2- No se compra un activo porque su vecino, su analista o su gestor le dicen que ‘ahora tiene una valoración muy atractiva’. Nadie lo sabe al corto plazo, ni siquiera los analistas de empresas. La valoración de un activo, por ejemplo el famoso PER (la relación entre el precio en bolsa y los beneficios de una empresa), tiene poca correlación con la Bolsa en el corto plazo, lo que lo convierte en poco útil a la hora de tomar una decisión. Un PER puede tocar un mínimo en tendencia y el mercado seguir vendiendo el activo porque no cree en las previsiones de beneficios o porque los inversores piden una prima de riesgo incompatible con el PER alcanzado. El mejor ejemplo nos lo da el tecnológico Nasdaq: algunos veían valor en el índice en 2.300 puntos, y luego en 2.150. Estamos en los 2.086 y el PER sigue bajando. Puede pensar, eso sí, que el Nasdaq tiene ahora toda la probabilidad de recuperarse a largo plazo dado el bajo nivel del PER. De acuerdo ¿Pero que quiere decir a largo plazo? Un año, 5 años… Recordemos que el PER del Nasdaq está bajando desde 2003. El Nikkei se quedó en un mega lateral en los años 90 pese a un PER ‘barato’ tras el desplome de los años 1990-1992. Y subió como un cohete en el 2005 pese a un PER caro según los criterios históricos. Por tanto, tampoco se verifica una correlación aceptable entre nivel del PER y precios en el medio/largo plazo. No es un indicador que se pueda usar solo.

3- Tampoco se compra un mercado solamente porque las encuestas apuntan a un pesimismo tan profundo como para favorecer un despegue alcista inesperado. Somos los primeros en usar las encuestas de mercado y la teoría de la opinión contraria: cuanto más pesimista se pone el mercado, más probabilidad tenemos de subir por el “exceso” de liquidez disponible para comprar. Pero sabemos que dicho exceso de pesimismo es a menudo una condición necesaria pero jamás una condición suficiente. Vea la secuencia de Wall Street desde la semana pasada. El pesimismo creció hacia un nivel históricamente importante pero eso no impidió la fuerte caída del lunes.

4 Un activo en zona de soporte no es motivo de compra. Un soporte está aquí para romperse. Un soporte puede romperse al primer ataque, detener una caída o puede apoyar un rebote, nunca se sabe a priori. La zona 11.400-11.500 del Ibex era una zona de soporte crítico. No aguantó, como no lo hizo los 10.900 puntos. Tampoco resistió la cuota de los 3.500 puntos del EuroStoxx ni los 11.000 puntos del Dow Jones.

5 – ¿Qué hacer entonces? No hay que desesperar. Buscar un es algo más fácil de lo que se puede imaginar si se siguen 3 reglas básicas. La primera nos dice que es el propio mercado que se encarga de darle la información. En otros términos, ¡tenga paciencia! Nunca será el primer inversor en vender un mercado en su techo o el primero en comprar un mercado en su . Tiene que aceptar esta idea o lo pasará muy mal si el mercado se permite la alegría de acumular pistas falsas antes de mostrarle el buen camino. La segunda regla no tiene más misterio que el saber que un corresponde generalmente a una figura técnica de vuelta que se despliega a menudo, pero no siempre, desde una zona relevante, que sea un nivel de Fibonacci, un soporte histórico etc. Dicha figura de vuelta puede ser un doble o triple , un hombro-cabeza-hombro invertido, en algunos casos un triángulo etc. Detrás de estos nombres bárbaros se esconden figuras chartistas que un analista debe poder encontrar sin dificuldad. Con una ventaja adicional: esta figura le dará un nivel relevante del mercado que servirá para limitar su pérdida en el caso de fracaso del escenario (stop loss).

Es probable que el problema real se plantee cuando tome su decisión: comprar o no comprar. Pocas veces el mercado le servirá en bandeja una figura técnica totalmente confirmada invitándole a comprar sin más demora. Tendrá entonces que elegir entre dos políticas: comprar sin esperar la confirmación con más riesgo de fracasar pero con una pérdida potencial más pequeña dada la cercanía de su stop loss. O esperar la confirmación de la figura de vuelta, comprar más caro, aumentar su probabilidad de éxito… Pero también incrementar su pérdida en caso de fracaso.

En otros términos, su probabilidad de éxito se mueve en sentido inverso a su pérdida potencial. Volvemos a una regla básica de la especulación en bolsa: cuanto más riesgo hay, más favorable es la ecuación de rentabilidad.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Se el primero en Votar)
Loading ... Loading ... [meneame] [del.icio.us] [Negociame] [Mirlobolsa] [Webalalza] [TopFn] [BolsayFinanzas] [coRank] [Fresqui] [Facebook] [Technorati] [Google] [Digg] [Live MSN]

Entradas relacionadas

publicado por juanjo \\ tags: , ,

jun 22

Muchas veces el cliente particular se siente abrumado por la cantidad de información contradictoria que recibe (y sobretodo por la cantidad de información en general) de los profesionales del mercado en diferentes medios de comunicación. La mayoría de las veces escuchar a estos profesionales puede inducir a errores graves de operativa (y con grave me refiero a que afectan a sus bolsillos) que termina por convertir a los inversores en personas desconfiadas y muchas veces enfadadas con todo lo que se haga llamar analista (o “analistos”, como se les acaba llamando).

El objetivo de este artículo es tratar de explicar lo que yo considero las fuentes principales de los errores que se cometen (por parte de los inversores y por parte de los analistas) para poder aprovechar al máximo los consejos de los profesionales, que muchas veces son muy interesantes. En cualquier caso, conviene tener en cuenta que al final más información no significa más éxito. Hay que saber seleccionar y eso uno lo termina aprendiendo solo con la experiencia.

Para empezar, es importante saber distinguir entre un analista de una empresa, un analista independiente, un gestor, un asesor, un ventas… Cada uno tiene su cometido y escuchar a cada uno tendrá sus ventajas e inconvenientes dependiendo del tipo de consejo que estemos buscando. Independiente no tiene por qué significar más fiable al igual que si trabaja para una empresa importante no significa que sea mejor.

Conviene saber que los profesionales que trabajan para las empresas no pueden tener posiciones de trading abiertas en los valores que recomiendan (en algunas compañías no pueden tener ningún valor en su cartera) y que además, las personas que dan recomendaciones no pueden saber qué posiciones de corto plazo tiene abiertas la casa en su cuenta propia y si las sabe debe abstenerse de hablar sobre esos valores. Esto es como todo y seguramente habrá trampas, pero les aseguro (y mucho más en estos tiempos en que prima la transparencia ante el cliente) que no es habitual. Lo bueno de los independientes (y lo malo, claro está) es que no tienen “decisiones de equipo” y por lo tanto son mucho más libres dando opiniones propias.

Lo más importante que tenemos que entender aquí es que aunque se les llame analistas, raramente veremos en los medios lo que en el mundo financiero se conoce como analistas en sentido estricto. Lo que nos encontraremos serán estrategas.

Un analista en sentido estricto tiene una carga de trabajo tan importante que nunca podrá estudiar más de cinco o seis compañías a la vez, por eso en las empresas especializadas los analistas se dividen por equipos. De esta manera, en un consultorio nunca veremos un analista especializado en utilities, básicamente porque el analista sabe muchísimo del sector al que se dedica, pero no tiene por qué conocer otros sectores. Sin embargo los estrategas suelen o trabajar con las recomendaciones de su equipo de analistas o hacer análisis técnico, que sí permite cubrir un número mayor de valores.

El trabajo de un analista consiste básicamente en averiguar el valor de la compañía. El estratega empleará estas valoraciones para conseguir valor en la cartera del cliente.

Solucionado el tema del nombre tenemos que entender que a partir de ahora cuando me refiero a analista o a profesional estoy hablando de un estratega (o si lo prefieren, responsable de inversiones o director de análisis, son sinónimos.)

Uno de los errores más comunes suele ser no comprender en qué consiste el objetivo final del trabajo de un analista. En general, se piensa que es acertar la mayoría de las veces, sin embargo el objetivo final es mucho más primario: ganar el máximo dinero a sus clientes. Lo de acertar o no acertar es una cuestión de prestigio y sobretodo de suerte, y en esto habrá años buenos y años malos. Un año malo de pérdidas significa perder un cliente. Sin embargo un año malo de errores sin pérdidas no será tan grave.

El error aquí está en la diferenciación entre ganar dinero y acertar: si yo hago 200 recomendaciones a un cliente en un año y me equivoco en 199 pero gracias a unos stops correctos consigo que el cliente limite su pérdida y en la única operación ganadora consigo que el cliente gane el doble de lo perdido y además bata la inflación del año ¿soy buen o mal asesor? Este es un caso extremo, claro. Normalmente y gracias a la ley de los grandes números al final el analista acertará más o menos el 50% de las veces.

Lo importante será entonces qué esperanza matemática tengan los resultados finales de sus operaciones. Su trabajo por tanto consiste principalmente en seleccionar las acciones con un riesgo bajo en términos de stop (es decir, que la pérdida posible sea muy inferior a la ganancia posible). Ahí es dónde está lo realmente complicado (predecir con seguridad el movimiento no es complicado, es imposible), es a lo que realmente debemos prestar atención y es lo que distingue un analista bueno de uno mediocre.

Otro error habitual es pensar que un analista puede ver el futuro. No voy a entrar en la discusión de si existen o no los videntes, pero con total seguridad si uno pudiera ver el futuro encontraría formas mejores de utilizar ese don antes que dedicarse al análisis de bolsa. Es mucho más ético prevenir catástrofes o mucho más eficaz ganar un par de veces el euromillón. Y si buscamos notoriedad, mucho más rápido predecir acontecimientos de la vida de los famosos.

Así pues, un analista está obligado una vez termine el estudio de un valor que considere interesante a plantear diferentes escenarios posibles, asignarles probabilidades y plantear una estrategia para cada uno de ellos. Un ejemplo muy típico es el de un analista diciendo, si el IBEX supera los 9.220 entonces puede llegar hasta los 9.800, pero si pierde los 9.100 lo más probable es que recorte hasta los 8.500. Señalar diferentes escenarios no significa no “mojarse”, lo que significa es que el profesional entiende que la economía es algo variable y muy complicado de predecir.

En un escenario macroeconómico intervienen tantos factores que no existe mente humana ni de máquina que pueda tener en cuenta todos ellos. Es más, lo que a veces influye negativamente otras lo hace positivamente (véase la inflación, o el precio del petróleo, por ejemplo). La única solución viable es la creación de escenarios (dicho de forma “moderna”, hacer un “stress test”).

Aquí se verá si un profesional es bueno o no dependiendo de la cantidad de veces que el escenario al que asigne mayor probabilidad se cumpla, y sobretodo cómo aproveche las diferentes probabilidades de cada uno de los mundos que plantea. Es decir, debe hacer ganar (o por lo menos, no perder y con no perder incluyo también el coste de oportunidad) dinero a los clientes aunque el escenario que ocurra sea muy diferente al esperado.

Pero los errores más frecuentes, y en ellos la culpa es sobretodo del analista, vienen derivados de sus colaboraciones con los medios (apariciones en televisión, radio, prensa…) Aquí es donde el analista tiene una gran responsabilidad y donde muchas veces falla sobretodo en las formas (y por supuesto, aunque me esfuerce por evitarlo, me incluyo).

En bolsa no hay verdades absolutas, así que todo aquel que pretenda tener la razón se equivoca solo por pretender algo semejante. No es sólo que el analista no tiene una bola de cristal sino que además es más fácil decir que el IBEX va a recortar hasta los 6.000 en la televisión que decírselo a un cliente. Con un cliente uno siempre es mucho más prudente y siempre se le plantean más posibilidades.

También es cierto que la relación con un cliente es mucho más estrecha y ante cualquier duda se le puede llamar para corregir malas posiciones. En cualquier caso, debemos desconfiar de entrada de cualquiera que no plantee por lo menos dos escenarios: uno alcista y otro bajista y sobretodo de cualquiera que nos diga una cifra clara y segura.

Relacionado con este último párrafo otro error es el de quedarse con el titular de la noticia y no molestarse en leer el contenido. Hablar de bolsa no es hablar de fútbol y leer un medio económico no es leer un diario deportivo. Es importante conocer todo lo que ha dicho un profesional antes de valorarlo, no basta con leer el titular, que normalmente puede y debe ser algo sensacionalista para atraer la atención.

Y lo más importante, si no creemos en los profesionales de la bolsa o si pensamos que es imposible predecir los movimientos de la bolsa, tenemos una herramienta potentísima creada principalmente por los premios Nóbel Markowitz y Sharpe: la teoría moderna de la cartera. Gracias a esta teoría (complicada en sus matemáticas, sencilla de entender) podremos obtener rentabilidades acordes con nuestro nivel de riesgo y el movimiento de la cartera (y por lo tanto las comisiones) será mínimo.

No obstante, no espere batir al mercado de esta manera. Aunque claro, otra discusión interesante sería saber si es o no posible batirlo… ¿La dejamos abierta para la semana que viene?

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, media: 5,00 de 5)
Loading ... Loading ... [meneame] [del.icio.us] [Negociame] [Mirlobolsa] [Webalalza] [TopFn] [BolsayFinanzas] [coRank] [Fresqui] [Facebook] [Technorati] [Google] [Digg] [Live MSN]

Entradas relacionadas

publicado por juanjo \\ tags:

ene 10

Ir en contra de la mayoría puede hacerte sentir diferente, excluido, etc…. No obstante este método es muy válido para batir al mercado. De hecho, el inversor que se rige por la estrategia de la opinión contraria es considerado un gurú de las finanzas. Se trata de personas atrevidas, con un carácter fuerte y que no se dejan llevar por lo que diga la mayoría.

Este tipo de inversores contrarios son aquellos que salen de casa con paraguas un día de pleno sol, que hacen las compras de Navidad en las rebajas de enero, que huyen de las masas y que no se dejan influir por las modas. Un inversor contrario es consecuente con sus convicciones y es capaz de vender su casa en el pico del mercado inmobiliario e irse a vivir de alquiler esperando a que bajen los precios para volver a comprar una vivienda a buen precio. Su valentía a la hora de tomar decisiones es lo que diferencia a este tipo de inversores de cualquier otro.

La estrategia de la opinión contraria parte de dos premisas básicas:

  1. Todo termina por tender a la media
  2. Los inversores se mueven como rebaños, impulsados por oleadas de optimismo o de pesimismo racional y masivo.

Esta estrategia lleva consigo un análisis minucioso del mercado. Si, por ejemplo, individuos que nunca han invertido en bolsa, y mucho menos especulado, se interesan por el mercado y compran y venden acciones es momento para vender.

En este caso, podríamos decir que la euforia se habría apoderado del mercado y más valdría salir del mismo y esperar a que bajen los precios, que permanecer en él. El inversor de la opinión contraria no sólo saldría del mercado sino que también utilizaría estrategias con derivados para ganar dinero en mercado bajistas y vendería al descubierto (pedir acciones prestadas a un tercero para devolvérselas luego en un plazo determinado, momento en el que los títulos podrán comprarse mucho más baratos, con lo que se saca un amplio margen de beneficio).

Pero el inversor contrario no sólo apuesta a la baja. Tanto un mercado eufórico como un mercado hundido tienen amplias posibilidades de ganar, siempre y cuando se lleven a cabo buenas estrategias de inversión. Para un inversor contrario todo tiende a la media por lo que un mercado bajista tenderá a subir.

Por ejemplo, en marzo de 2003 el nivel de pesimismo en el mercado era un claro reflejo de la situación mundial. El panorama internacional marcado por la crisis económica de los años anteriores, los atentados del 11-S, la guerra de Irak…. provocaba un rechazo general hacia la bolsa. Nadie quería oír hablar de bolsa y mucho menos de valores asociados al turismo, a las aerolíneas o compañías hoteleras. Con el mercado tan barato era el momento de que los índices bursátiles se dieran la vuelta y volvieran a recuperar sus niveles medios. El inversor contrario se frotaba las manos. En esta situación, este tipo de inversores se debería posicionar en los sectores relacionados con el turismo más rechazados por la mayoría. En tan sólo cuatro meses, Iberia subió más de un 25% y Sol Meliá casi un 50%. Las ganancias habrían sido muy notables.

Pero si los resultados de esta estrategia son tan buenos, ¿por qué no hay más inversores contrarios? En primer lugar porque si todo el mundo siguiera esta estrategia no habría situaciones de euforia ni de pánico. En segundo lugar porque no hay cosa más incómoda que llevar la contraria a todo el mundo y equivocarse al mismo tiempo. Se trata de una estrategia arriesgada. En tercer lugar porque la educación que la mayoría de las personas ha recibido tiende a hacernos pensar que, salvo casos excepcionales, la opinión de la mayoría es la correcta. Es complicado ir contra el mercado cuando una de sus principales máximas es que “la tendencia es tu amiga”.

Los inversores contrarios se guían a través de varios indicadores para anticiparse a los cambios de tendencia en Bolsa:

  1. Tamaño de las órdenes: si vigilamos las ordenes que imperan en el mercado podremos saber si predominan las operaciones de grandes inversores institucionales o las de pequeños inversores particulares. Normalmente, cuando las órdenes de compra o venta son inferiores a 100 títulos, proceden de particulares. Si, por el contrario las operaciones se realizan con múltiplos de 100 pertenecen a instituciones. Según este indicador, cuando las órdenes de compra predominantes pertenecen a particulares, se está llegando al pico de un ciclo de euforia. Los profesionales ya habrán comprado hace tiempo y los particulares se están apuntando a la subida. Con este panorama, es fácil que los profesionales decidan empezar a vender en un corto período de tiempo. El inversor puede anticiparse y empezar a vender ya. Si, por el contrario se produce la situación contraria y lo que predomina es un mercado bajista, el inversor debe anticiparse a la reacción de los más pesimistas y comprar.
  2. Porcentaje de liquidez de los fondos de inversión: los gestores de fondos de inversión pueden decidir mantener parte de su cartera de inversión. Este porcentaje puede justificarse bien para mantener un margen de maniobra suficiente ante oportunidades de inversión, o bien para que el gestor piense que su fondo irá mejor con una parte del mismo fuera del mercado. Los inversores vigilan qué porcentaje de liquidez medio existe en los fondos de inversión. Cuando ese porcentaje es superior a la media histórica (en torno al 5%), estamos ante una señal de compra, cuando, por el contrario, este porcentaje se ha situado en el 0% y el optimismo reina en el mercado, es el momento de vender.
  3. Consenso de mercado: Tanto los analistas de importante bancos de inversión como los inversores de a pie se dejan llevar por la oleadas de optimismo y por el pesimismo del mercado. De esta forma, cuando la gran mayoría de los analistas del mercado es alcista, el inversor contrario piensa que es señal de venta. Por el contrario, cuando la mayor parte de los analistas son bajistas, el inversor contrario opta por la compra.

La norma es que cuando el 75% de los analistas son alcistas habría que vender, y cuando sólo el 25% son alcistas, habría que comprar.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Se el primero en Votar)
Loading ... Loading ... [meneame] [del.icio.us] [Negociame] [Mirlobolsa] [Webalalza] [TopFn] [BolsayFinanzas] [coRank] [Fresqui] [Facebook] [Technorati] [Google] [Digg] [Live MSN]

Entradas relacionadas

publicado por juanjo \\ tags: ,